Mensaje de nuestro Presidente


 
Hace casi cien años, la Cámara Internacional de Comercio fue fundada por un grupo de empresarios que soñaban con contribuir a la paz mundial a través de una organización que permitiera el entendimiento entre individuos, y naciones, al tiempo que fomentara el desarrollo económico y las mejores prácticas en las empresas.

Ha transcurrido mucho tiempo, pero el sueño sigue vivo y más vigente que nunca. Hoy en día somos la organización más importante de empresas en el mundo, y contribuimos al progreso de muchas formas: desde el desarrollo de políticas públicas para el buen desempeño de las empresas hasta el diseño de normas y reglas, sin olvidar la identificación y promoción de las mejores prácticas internacionales y autorregulatorias, la solución amigable de controversias o la capacitación en temas que permiten añadir más valor agregado a las actividades de nuestros socios.

Somos la organización que fomenta el comercio y la inversión a través de las fronteras, y que ayuda a las empresas a enfrentar los retos y oportunidades que surgen con la globalización, buscando eliminar obstáculos y distorsiones en el mercado. Creemos en el libre mercado, pero con responsabilidad social y en un marco de competencia libre y justa.

México es un país lleno de retos. La desigualdad y la injusticia son terribles, y la inseguridad y corrupción coartan nuestro crecimiento. Por otro lado, los cambios que hemos sufrido en las últimas décadas nos han proyectado de lleno a la escena mundial: el hecho de que somos uno de los países más abiertos al comercio internacional, aunado a la capacidad de nuestra gente y a la posición geográfica que tenemos, nos pone en una situación privilegiada. Estamos viviendo un momento histórico que no podemos desaprovechar, y estamos dispuestos, y comprometidos, a colaborar activamente en la construcción del México del mañana. La sociedad civil está despertando, y cobrando cada vez más importancia: nuestro papel está de su lado.

Esta es nuestra organización. Nuestros sueños y ambiciones para el país que soñamos, como lo hicieron hace casi cien años aquellos mercaderes de la paz, están plasmados en nuestras actividades y posicionamientos. Nuestra labor, valiosa y desinteresada, está en los resultados de nuestros socios.

BIENVENIDOS.
 

María Fernanda Garza Merodio

Presidenta

International Chamber of Commerce México